Personal

Mi regalo de Reyes has sido tu Maria

enero 6, 2007

Mi regalo de reyes has sido mi María. Verla después de 75 días sin estar junto a ella era lo más bonito que me podía pasar. Claro que la culpa es mía. Es mía porque yo no llamo, yo no escribo, y los demás están localizables. Tan localizable que solo hoy he llamado 20 veces en compañía de otra persona, con mi móvil y el de esa persona. Tan localizable que ni mis abogados no los localizan, ni los cientos de clientes de LMI apaleados, tampoco. Inlcuos salio a relucir «lo poco que le costo a mi socio encontrarla», claro que se le habrá olvidado los mas de 8 faxes, 1 burofaz, y decenas de llamadas y emails, que no obtuvieron respuesta de mi amigo y socio.

Pero no me importa porque le he tomado la palabra a la localizable, a la inombrable.

Espero que esta semana, tenga la decencia de firmar el convenio regulador, que me permita verla sin tener que soportar su miseria humana, sin la falta de respeto que hoy a mostrado, como siempre. Como si a mi me importara su miseria, su hipocresía, su cinismo, su falta de palabra.

Pero dejemos de hablar de la miseria, y contemos algo hermoso y bonito como el haber podido sentir en mis brazos, a la reina de mi vida. Es niña tan bonita, a tan preciosa que se desmarca con alegría y desparpajo.

Que alegría, que sentimientos, y que fuerza he sentido al tenerla entre mis brazos. Es una sensación que no deja posibles a las pocas palabras que conozco, para describir tan hermosa e intensa situación. Ahora me siento mas fuerte, y seré mas preciso en mis acciones, conociendo ya cual es la situación, ha sabiendas de lo que puedo hacer.

Ya no me importa nada, y he perdido el miedo que tontamente le he tenido a esa panda de personajes.

Oír su voz, oír «Te quiero mucho papa» sin pedirlo, saliendo espontáneamente de su interior, me dan la fuerza necesaria, para alzarme, para sublevarme contra mi debilidad, y golpear si es necesario.

Esta semana veremos lo que hay de legal en las palabras de la innombrable, y si no sera necesario que siga adelante la demanda en el Juzgado de Familia. En cualquier caso, el proceso esta en marcha, claro que encontrar a quien no se encuentra, es difícil, y mas para un Juzgado.

En fin, me voy a dormir, me voy a soñar, con la próxima vez que oiga la dulce voz de mi hija, con el próximo abrazo, con las risas venideras, con la alegría que despierta.

Te quiero María.

You Might Also Like

2 Comments

  • Reply victor enero 7, 2007 at 8:05 pm

    Felicidades :-))

  • Reply agustin febrero 13, 2007 at 1:17 pm

    Felicidades aunque atrasadas.
    Si yo me viera alejado de mi hija María, me marchitaría por completo.
    ¡Qué grande es ser niño¡
    Un gran y sincero abrazo.
    Si puedo hacer algo, escríbeme un mail sin dudarlo ni un instante.

  • Leave a Reply

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.